fbpx

 

 

 

Posts @IPDRS

Varias organizaciones y activistas sociales se encuentran desconcertados ante las graves acusaciones del gobernador del estado Zulia, Omar Prieto Fernández quien junto a Meira Guerrero de la dirección del Minppi, hicieron graves acusaciones en el programa por cadena de radio y televisión "Con Omar a las 7" No. 152 del jueves 12 de este mes, contra el profesor Lusbi Portillo, coordinador de Homo et Natura.

En ese programa, Omar Prieto acusó al profesor Lusbi Portillo de ser un agente de la CIA. Meira Guerrero también acusó al profesor Portillo de cuestionar y malponer la política indígena del Minppi hacia las comunidades y pueblos indígenas del Zulia. "Es hoy un obstáculo". "Y todo para que le paguen en dólares, le den su plática a su ONG" expresó en ese programa.

Ante semejante agravio, manifiestan los activistas sociales que la trayectoria de Lusbi no se circunscribe a un determinado gobierno, que su lucha es anterior a la aparición de estos funcionarios. Su trabajo, arduo y difícil les consta, porque lo han visto ir y venir a Caracas en autobús, sin recursos, malcomiendo, durmiendo en cualquier casa, muchas veces en muy precarias condiciones. Así mismo, está pendiente de los problemas tanto de los barí como los yukpa, que tienen en él un apoyo que les ha negado muchas veces el Minppi o la Gobernación. Cuántas veces no ha subido a Chaktapa, a la sierra a tratar algún problema, a apoyarlos, porque el abandono en el que viven, la indiferencia y la discriminación de la que son objeto. Los yukpa son víctimas del hambre, de las mordeduras de culebra y muchas veces mueren po rno tener ni siquiera suero antiofídico.

Lusbi Portillo se ha dedicado como ningún otro a la causa yukpa, entregando su vida, tiempo y esfuerzos con una dedicación admirable, y es por eso que las organizaciones sociales y activistas por los derechos humanos de los indígenas, inician una campaña ante tal agravio, a una persona que más bien le deberían reconocer, respetar y escuchar.

Su amor por el país es tan grande que lo lleva a enfrentar como un Quijote contra los intereses mineros que significarían la devastación de  grandes zonas ambientales, bosques, cuencas hidrográficas y poblaciones de los pueblos indígenas del Zulia, lucha  archiconocida, como lo es ir contra la explotación del carbón en ese estado.

Varias son las organizaciones, activistas y líderes políticos que defienden y apoyan a Lusbi Portillo:

Francisco Arias Cárdenas. Ex-Gobernador del Estado Zulia.

25 agosto, 2021, Zulia, Venezuela.

Esta semana que pasó, muchos amigos y conocidos, gente de la izquierda, junto a activistas ecologistas y solidarios con la lucha de los pueblos indígenas, hicieron unos pronunciamientos muy válidos y pertinentes para resaltar la trayectoria de una persona a quien aún con diferencias, seguramente por falta de comunicación y por la efervescencia de la política, no hemos tenido una relación directa.

En alguna oportunidad, mientras visitaba como gobernador a la comunidad de Kasmera, en la Sierra de Perijá, como en muchos recorridos ocurrió, sentí la presencia del profesor Lusbi Portillo en una siembra de piña trujillana en la falda de la montaña. Les pregunté a los familiares de Sabinito y alguien me comentó que era una iniciativa de Lusbi con el apoyo del flaco Prada, como le conocimos muchos. Me impresionó ese esfuerzo de soñadores que practican la revolución al margen de gobiernos y formas. Sentí la relación de espíritu que por la vía del Flaco y de Douglas y luego de Kleber Ramírez, vino a Hugo Chávez y al MB 200.

Entonces, sabiendo que aquella forma de ayudar a los Yukpas del Yaza, tenía esa procedencia, no me quedo más que enviar a comprar unas máquinas desmalezadoras para limpieza de aquel sembradío de piñas. Una manera de sumarme a esa tarea tan solidaria.

Ni el flaco Prada, ni Lusbi Portillo eran, ni son de la CIA. Podemos no estar de acuerdo con sus planteamientos sobre el carbón y la minería, podemos diferir, pero no tenemos, al menos yo, lo asumo, autoridad para descalificar la lucha de una vida de seres humanos que no se han enriquecido, que tiene la suela de sus zapatos rotos, que son revolucionarios de verdad. Solitarios, y trashumantes, como Simón Rodríguez.

Desde estos espacios fuera de Venezuela, afirmamos que Lusbi Portillo, a nuestro entender, con los conceptos que compartimos con Chávez por más de cuarenta años, es un verdadero revolucionario. No es un agente de la CIA, es un hombre bueno y sencillo, con quien hubiera querido entenderme mucho más para construir revolución en el Zulia, dignificando a los yukpas, dignificando a los bari, ocupándonos de los japreira.

Necesitamos entendernos y respetarnos entre nosotros, no agredirnos ni separarnos. La circunstancia obliga para la unidad, empezando desde los propios amigos y aliados.

Muchos seres humanos plenos, como es el caso del profesor Lusbi Portillo, son indispensables. Marcándolos, señalándolos, descalificándolos no ganamos nada, perdemos la esencia de humanos, amantes de los animales, de las plantas, de los indios, que debe ser llama y brasa para hacer la revolución que necesitamos en el Zulia, en Venezuela y en el mundo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

* Título original del artículo: Francisco Árias Cárdenas y Enrique Ochoa Antich también defienden a Lusbi Portillo por acusaciones de Omar Prieto de ser de la CIA.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar