Artículos de opinión

Aporte de las mujeres rurales

Mónica Novillo G.

Domingo, 19 Noviembre 2017

Envíe su artículo

Posts @IPDRS

“La calidad de vida para el pueblo Pemon consiste en tener territorio propio”, enfatiza Gilberto Abati, Ex Capitán General Sector II del pueblo indígena Pemón Kamarata-Kanaimo, ubicado al sur de Venezuela, con una lucha ya plasmada como un caso inspirador en Sudamérica de acceso a la tierra y territorio.

Las estrategias para el reconocimiento del hábitat y tierras del pueblo indígena Pemón de Kamarata-Kananimö han pasado por varias fases, mismas que han sido sistematizadas en un documento ya accesible en las plataformas del Movimiento Regional por la Tierra y Sudamérica, a través del Caso 153.

La primera de estas etapas se refiere a la obtención de cartas agrarias desde la creación y promoción de la organización indígena de base del pueblo Pemon (Federación del Indígenas del Estado Bolívar) para el reconocimiento de sus tierras por parte de las instituciones del Estado (antes de 1999).

La segunda fase o estrategia actual, tiene que ver con la autodemarcación de su territorio, realizada en 2005, debido de que la titulación está pendiente y atravesó por diversos problemas.

A partir de esta autodemarcación, el pueblo y las comunidades indígenas Pemon se han aglutinado en torno al territorio y ha permitido el desarrollo de una perspectiva cultural para enfrentar las amenazas que se ciernen sobre el mismo, principalmente la minería ilegal y la a gran escala, es el caso del Arco Minero de Orinoco, propuesta estatal.

El Movimiento Regional por la Tierra y Territorio tiene el desafío de sumar mil casos en toda Sudamérica en su plataforma y así sistematizar historias de acceso a la tierra que muestren que millones de personas tienen en el campo una perspectiva de construcción de su futuro.

DESCARGAR EL CASO 153 : AQUÍ

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar